Páginas vistas en total

TRANSLATE

TRANSLATE

Translate

5.3.18

INSOMNIOS




"Ya casi es hora de que empiece a dedicarte mi insomio"

- Mario Benedetti.
INSOMNIO - JORGE LUIS BORGES
VERSIÓN MUSICALIZADA DE PEDRO AZNAR

De fierro,
de encorvados tirantes de enorme fierro tiene que ser la noche,
para que no la revienten y la desfonden
las muchas cosas que mis abarrotados ojos han visto, 
las duras cosas que insoportablemente la pueblan.

Mi cuerpo ha fatigado los niveles, las temperaturas, las luces:
en vagones de largo ferrocarril,
en un banquete de hombres que se aborrecen,
en el filo mellado de los suburbios,
en una quinta calurosa de estatuas húmedas, 
en la noche repleta donde abundan el caballo y el hombre.

El universo de esta noche tiene la vastedad
del olvido y la precisión de la fiebre.

En vano quiero distraerme del cuerpo
y del desvelo de un espejo incesante
que lo prodiga y que lo acecha
y de la casa que repite sus patios
y del mundo que sigue hasta un despedazado arrabal
de callejones donde el viento se cansa y de barro torpe.

En vano espero
las desintegraciones y los símbolos que preceden al sueño.

Sigue la historia universal:
los rumbos minuciosos de la muerte en las caries dentales,
la circulación de mi sangre y de los planetas.

(He odiado el agua crapulosa de un charco,
he aborrecido en el atardecer el canto del pájaro)

Las fatigadas leguas incesantes del suburbio del Sur,
leguas de pampa basurera y obscena, leguas de execración,
no se quieren ir del recuerdo.
Lotes anegadizos, ranchos en montón como perros, charcos de 
plata fétida:
soy el aborrecible centinela de esas colocaciones inmóviles.

Alambre, terraplenes, papeles muertos, sobras de Buenos Aires.

Creo esta noche en la terrible inmortalidad:
ningún hombre ha muerto en el tiempo, ninguna mujer, ningún
muerto,
porque esta inevitable realidad de fierro y de barro
tiene que atravesar la indiferencia de cuantos estén dormidos o 
muertos
-aunque se oculten en la corrupción y en los siglos-
y condenarlos a vigilia espantosa.

Toscas nubes color borra de vino infamarán el cielo;
amanecerá en mis párpados apretados. 

ME BASTA CON SABER - JAIRO

Hoy no puedo dormir, escribo y leo 
Y hablando de escribir esta es mi carta 
La que no te enviaré, pero igualmente 
Te cuento mientras duermes mi nostalgia. 

Este amor que sentimos no te inquiete 
No te perturbe el sueño ni la calma 
Es un amor de niños, puro y bello 
Como el rocío, el mar y la montaña. 

Me basta con saber que estás muy cerca 
Con verte caminar cada mañana 
Cuando sales de compras y te encuentro 
Y me dices qué tal con la mirada. 

Me basta con saber que compartimos 
Una canción, un barrio, la esperanza 
Aunque después quizás, pero no importa 
Si es lindo lo de hoy y aún nos falta. 

Me basta con saber que estás muy cerca 
Con verte caminar cada mañana 
Cuando sales de compras y te encuentro 
Y me dices qué tal con la mirada. 

Cuando sales de compras y te encuentro 
Y me dices qué tal con la mirada.


DOS FORMAS DEL INSOMNIO - JORGE LUIS BORGES
VIDEO CON EL AUDIO DEL LIBRO LA CIFRA COMPLETO


¿Qué es el insomnio?  

La pregunta es retórica; sé demasiado bien la respuesta. 
Es temer y contar en la alta noche las duras campanadas fatales, es ensayar con magia inútil una respiración regular, es la carga de un cuerpo que bruscamente cambia de lado, es apretar los párpados, es un estado parecido a la fiebre y que ciertamente no es la vigilia, es pronunciar fragmentos de párrafos leídos hace ya muchos años, es saberse culpable de velar cuando los otros duermen, es querer hundirse en el sueño y no poder hundirse en el sueño, es el horror de ser y de seguir siendo, es el alba dudosa. 

¿Qué es la longevidad? 
Es el horror de ser en un cuerpo humano cuyas facultades declinan, es un insomnio que se mide por décadas y no con agujas de acero, es el peso de mares y de pirámides, de antiguas bibliotecas y dinastías, de las auroras que vio Adán, es no ignorar que estoy condenado a mi carne, a mi detestada voz, a mi nombre, a una rutina de recuerdos, al castellano, que no sé manejar, a la nostalgia del latín, que no sé, a querer hundirme en la muerte y no poder hundirme en la muerte, a ser y seguir siendo.

INSOMNIO - FERNANDO DELGADILLO
Son un delirio de fiesta tus piernas 
son otra mirada hacia ti 
que no ha dejado en paz mi mente 
y no ha llegado el día 
en que no intente llamarte la atención 
sin que de aleje de mi intención de estar 
mas cerca que a tu lado 
y mas presente que cercano 
y mientras tú no te das cuenta 
lo que a mí me gustas, bien considerar 
ni me rechazás, ni me ves 

que sería de mi llamado 
si no encuentre el eco en tu juicio airado 
y vieras en mí algo que aborrecer 

no se me olvidan tus piernas 
las sigo pensando y no logro dormir 
apareciéndose ante mí en cuento cierro los ojos 

andan la misma secuencia de pasos 
se sientan frente a donde yo 
tiendo la vista y la dejo intentar tus contornos 

y pasan tus piernas que rebasan mis sueños 
que amenazan con tibias lluvias de abril 

¡qué cosa! 
que tu fueras mi rosa 
que yo la mariposa 
que fecunda tu jardín 

si fueras ave y tu mi nido 
y si llegara permitido 
por tu sonrisa a tus piernas 
dueñas de esta noche eterna sin dormir 

vuelven y vuelven tus piernas 
su sola existencia me pone a inventar 
imaginándome el rubor de tus prados secretos 
quiero aromarme a tus ojos 
pensar otra cosa al mirarte llegar 
pero me ocurre lo mismo a cada nuevo encuentro 

amante me pierdo delirante el deseo de unos instantes 
que tropiezan tras de ti 
y plasmo por tu piel de durazno recetas que no alcanza 
nunca a hacértelas sentir 

no se me olvidan tus piernas la imaginación las tiende a repetir 
vuelvo y revuelvo la cama donde desperté 
y he olvidado como he de volverme a dormir.

INSOMNIO - MARIO BENEDETTI

El insomnio es un foro
de expectativas
las imágenes vuelan
no se esclavizan

ruinas y glorias
son datos fidedignos
de la memoria

yo no tengo otra llave
que tus preguntas
pero a veces no encuentro
la cerradura

sigo en desvelo
en el mundo que acecha
no se abre el sueño

el blanco cielo raso
no me seduce
y en el cielo de veras
tan sólo hay nubes

cierro los ojos
y estoy despabilado
como un custodio

la vigilia en la noche
quién lo diría
arrima sensaciones
desconocidas

son horas blancas
algo se mueve pero
no pasa nada

uno escucha el silencio
y de improviso
fluyen las añoranzas
y es como un río

la brisa eriza
y lejos canta un gallo
sus profecías

yo no tengo otra llave
que tus preguntas
pero a veces no encuentro
la cerradura



y si la encuentro
ya no querré dormirme
porque te tengo.
INSOMNIO - CULTURA PROFÉTICA
(OMAR SILVA - WILLY RODRIGUEZ)

Tras un insomnio de lamentos 
Pongo el pie 
Hacia un día en que no entro 
No tengo paso 
No caigo en tiempo 
Y busco en el cajón cerrado 
Que es mi pecho hoy

El árbol no da higüeras 
Y yo sentado aquí 
Pensando que crear 
Que descubrir 
Todo lo que pienso hoy es miedo 
Todo lo que sueño esta tan lejos 
Quiero que me caiga encima el miedo 
Con la inseguridad no quiero cuento no

Tic tac tiqui tac dice mi pulso 
Marcando el paso del reloj ojo en el muro 
Ojo que siento en la frente 
En mi espalda en mi mente 
En mi cuerdo desnudo, vestido 
Ojo que me ve todo hecho un nudo 
Y no hace mas que contar 
Y contar, y contar, y contar 
Y contar, y contar, y contar

Me siento a pescar por la ventana imágenes 
Pero todo esta deprisa 
Los autos rugen con su paso 
e intentan copiar la brisa 
Pero no se siente fresco acá 
No se siente fresco 
Me estoy perdiendo en un viaje de humo de camión 
Y hace tanto calor 
Calor de cemento 
Hace falta aire fresco 
Porque me estoy perdiendo 
Me estoy perdiendo

En la ciudad de la prisa 
La ciudad del consumo 
La ciudad de las rejas 
Del bloqueo y del impuesto 
La ciudad que es embudo 
En la ciudad de la prisa 
La ciudad del consumo 
La ciudad de las rejas 
Del bloqueo y del impuesto 
La ciudad que es embudo 
La ciudad que es embudo 
La ciudad que es embudo

INSOMNIO - GERARDO DIEGO

Tú y tu desnudo sueño. No lo sabes.
Duermes. No. No lo sabes. Yo en desvelo,
y tú, inocente, duermes bajo el cielo.
Tú por tu sueño, y por el mar las naves.

En cárceles de espacio, aéreas llaves
te me encierran, recluyen, roban. Hielo,
cristal de aire en mil hojas. No. No hay vuelo
que alce hasta ti las alas de mis aves.

Saber que duermes tú, cierta, segura
—cauce fiel de abandono, línea pura—,
tan cerca de mis brazos maniatados.

Qué pavorosa esclavitud de isleño,
yo, insomne, loco, en los acantilados,
las naves por el mar, tú por tu sueño.

INSOMNIO (AMÉRICO CHIRIFF - JOSÉ ALONSO Y TRELLES)
CARLOS GARDEL
Es de noche; pasa rezongando el viento
que duebla los sauces cuasi contra el suelo.
En el fondo escuro de mi rancho viejo,
tirao sobre el catre de lecho de tientos,
aguaito las horas que han de traerme el sueño.
Y las horas pasan, y yo no me duermo,
ni duerme en la costa del bañao el tero,
que a ocasiones grita no se qué lamento
que el chajá repite dende allá muy lejos.

¡Pucha que son largas las noches de invierno!

A través del turbio cristal del recuerdo
van mis años mozos pasando muy lentos.
Y dispués que gozo si a vivir los güelvo,
pensando en los de ahura no sé lo que siento.
Noviyos sin guampas, yeguas sin cencerro,
potros que se doman a juerza 'e cabresto;
bretes que mataron los lujos camperos,
gauchos que no saben de vincha y culero
patrones que en auto van a los rodeos.

¡Pucha que son largas las noches de invierno!

La puerta del rancho tiembla porque el perro
tirita contra eya de frío y de miedo...
Tuito es hielo ajuera, tuito es frío adentro,
y las horas pasan, y yo no me duermo;
y, pa' pior, en lo hondo de mi pensamiento
briyan encendidos dos ojos matreros,
que persigo al ñudo pa' quemarme en eyos...
Son los ojos brujos que olvidar no puedo,
porque ya pa' siempre robáronme el sueño.

¡Pucha que son largas las horas de invierno!
INSOMNIO - DÁMASO ALONSO


Madrid es una ciudad de más de un millón de cadáveres (según las últimas estadísticas).
A veces en la noche yo me revuelvo y me incorporo en este nicho en el que hace 45 años que me pudro,
y paso largas horas oyendo gemir al huracán, o ladrar los perros, o fluir blandamente la luz de la luna.
Y paso largas horas gimiendo como el huracán, ladrando como un perro enfurecido, fluyendo como la leche de la ubre caliente de una gran vaca amarilla.
Y paso largas horas preguntándole a Dios, preguntándole por qué se pudre lentamente mi alma,
por qué se pudren más de un millón de cadáveres en esta ciudad de Madrid,
por qué mil millones de cadáveres se pudren lentamente en el mundo.
Dime, ¿qué huerto quieres abonar con nuestra podredumbre?
¿Temes que se te sequen los grandes rosales del día, las tristes azucenas letales de tus noches?



NOCHES DE INSOMNIO - AIRBAG

Todas las noches caigo en el mismo ritual, 
sufro de insomnio siempre que no estas acá, 
tengo un bajón que no me deja ni pensar, 
háblame de algo, activemos la ciudad, 
la vida que llevamos no es nada normal. 
somos ajenos en la alta sociedad. 
nos conformamos con muy poco la verdad 
subí el volumen, que ya no te aguanto mas. 

Estoy tan loco, estoy tan loco, 
y poco a poco, caemos hondo. 

Es una noche mas en esta gran ciudad, 
no tengo sueño vamos a brindar 
tengo una bala que la guardo para vos, 
la adrenalina me sacude el corazón, 
no te deprimas si el milagro no llego, 
la suerte siempre gira a mi alrededor, 
pero esta noche sola no vas a quedar, 
mas de una copa se que vas a levantar... 

Estoy tan loco, estoy tan loco, 
y poco a poco, caemos hondo. 

Estoy tan loco, noches de insomnio, 
duermo muy poco, y caigo al fondo. 
Estoy tan loco, noches de insomnio, 
duermo muy poco, y caigo al fondo.

INSOMNIO - SANTIAGO VIDARTE

No hay brisa . El purpurino sol ardiente,
del sofocante estío,
en rayos quiebra su orgullosa frente
que el suelo abrasan con su poderío.

¡Siento calor! ¡Me rueda la cabeza!
¡Qué ambiente tan pesado!
¡Oh! Tengo sed, mi amor. La fiebre empieza
a devorar mi cerebro cansado.

¡Ah! ¡Qué fuego ! ¡Esta fiebre me sofoca!
¡Tengo miedo, mi bien!
Fantasmas mil en algazara loca
torvos asaltan mi abatida sien.

¿Qué quieren esas sombras a mi lado?
¿Ese cortejo umbrío
que en confuso tropel desordenado
viene a turbar el pensamiento mío?

Huyamos, blanca paloma,
de este fantástico suelo
para elevar nuestro vuelo
a otra región más feliz.

Sí huyamos, bello lucero,
de este cenit tan nublado;
que otro cenit encantado
hay, do podamos lucir.

¿Ves? La tarde es muy serena.
La luz está agonizando
y el horizonte esperando
hambriento al último sol.

Oye; el pájaro ya canta
sus postrimeros amores,
y cierran las gayas flores
su casto broche de amor.

¡Presto morirá el crepúsculo!
Ya la noche se aproxima.
Y del monte por la cima
alza la luna su faz.

Ven, amor mío, y partamos,
que una barca encontraremos
do al empuje bogaremos
que la brisa nos dará.

Mira, del céfiro en alas
volará nuestra barquilla
dividiendo con su quilla
las olas del vasto mar.

Y unidos en tierno abrazo,
yo iré mil trovas cantando;
mientras tú vayas jugando
del agua con el cristal.

¡Qué bello será, mi bien
ir en popa... sin pesares,
al son de lindos cantares
que recuerden nuestro ayer!

¡Qué bello será en la noche
ver la luna y las estrellas
dibujar sus luces bellas
en nuestro alegre batel!

Ven, palomita, y marchemos
de otro nido a disfrutar.
No tengas miedo del mar;
tú eres sirena de amor.

Y el mar ama las sirenas,
pues en sus bellas honduras
habitan sílfides puras
como la lumbre del sol.

* * *

— Boguemos—

Boguemos, boguemos
al son de los remos;
la noche convida.
¡Qué bella es la vida
que corre en el mar!

El aura ligera,
veloz, placentera,
nos va susurrando,
meciendo, empujando
la barca fugaz.

¡Qué plácida calma
gozando va el alma!
La luna y estrellas,
¡qué luces tan bellas
derraman aquí!

Boguemos, bien mío,
que en dulce desvío,
tranquilo, halagüeño,
vendra presto el sueño
con ala sutil.

No tengas recelo
azul está el cielo,
¡la noche es tan pura!
¡Oh! todo me augura
fortuna y placer.

Mañana, hechicera,
la lumbre primera
del sol en oriente,
te hará ver riente,
fantástico edén.

Boguemos, boguemos,
al son de los remos;
la noche convida,
¡qué hermosa es la vida
la vida del mar!

INSOMNIO - DEREK NOVAH Y ALVARO DIÁZ

Llevo sin dormir una semana, 
Esperando la llamada que me prometiste y nada, 
No se si fueron tus besos o los que yo te daba 
No se si es por tu orgullo o por que no te la gana, 
Pero sigo aquí escribiendo en el borde de mi cama, 
Esta canción que apuesto a que cantaras mañana y no se si, 
No se si es tarde pa' decirte lo que siento 
Me tienes bailando el corazón a doble tiempo y es tiempo, 
De que te dedique esta poesía, rompí la alcancía 
Pa' comprar lo que sentía y tele transportarme al pasado, 
Cambiar noches de estudio a noches a tu lado 
Cambiar días nublados por días de playa,

EN HORAS DE INSOMNIO - MIGUEL DE UNAMUNO
Me voy de aquí, no quiero más oírme; 
de mi voz toda voz suéname a eco, 
ya falta así de confesor, si peco 
se me escapa el poder arrepentirme. 

No hallo fuera de mí en que me afirme 
nada de humano y me resulto hueco; 
si esta cárcel por otra al fin no trueco 
en mi vacío acabaré de hundirme. 

Oh triste soledad, la del engaño 
de creerse en humana compañía 
moviéndose entre espejos, ermitaño. 

He ido muriendo hasta llegar al día 
en que espejo de espejos, soy me extraño 
a mí mismo y descubro no vivía.
LUZBELITO Y LAS SIRENAS - PATRICIO REY Y LOS REDONDITOS DE RICOTA

Luzbelito sabe que su destino es de soledad 
vé también que los demás 
se dan cuentan de la risa que le dá 
Ay! Ay! Ay! que risa le dá 
Ay! Ay! Ay! que risa le dá 

Un par de culos va a patear 
de los que le juran más lealtad 
y llorará su corazón 
como un nazareno del Cuzco 
Ay! Ay! Ay! ésa lágrima! 
Ay! Ay! Ay! que risa le dá! 

La vida sin problemas es matar el tiempo a lo bobo 
si un dios bobeta -Bim bum bam! 
toca tu roncanrol lacrimógeno 
Ay! Ay! Ay! ésa lágrima! 
Ay! Ay! Ay! que risa le dá! 

Estos ojos...de quién son? 
de quién son mis deseos de hoy? 
y éste insomnio de quién es? 
(Luzbelito pregunta una y otra vez...) 
Ay! Ay! Ay! mis deseos de hoy... 
Ay! Ay! Ay! mis deseos de hoy...




ESTAR EN LOS BRAZOS DE MORFEO


En la mitología griega, Morfeo (en griego antiguo Μορφεύς, de μορφή morphê, ‘forma’) es el dios de los sueños. Según ciertas teologías antiguas, es el principal de los Oniros 

(los Oniros en griego Ὄνειροι Oneiroi, ‘sueños’ eran las mil personificaciones de los sueños.Hesíodo1 los considera hijos de Nix (la Noche) sin intervención masculina, si bien ciertos autores consideran a Érebo (la Oscuridad) su padre. Eurípides los consideraba hijos de Gea (la Tierra) y los concebía como demonios de alas negras. Ovidio, quien los considera hijos de Hipnos (el Sueño), menciona a tres por sus nombres: Morfeo (el más célebre y considerados por algunos su jefe), Iquelo o Fobetor y Fantaso ) 
los mil hijos engendrados por Hipnos (el Sueño) y Nix (la Noche, su madre), o por Hipnos con Pasítea. 


Era representado con alas que batía rápida y silenciosamente, permitiéndole ir volando velozmente a cualquier rincón de la Tierra. Morfeo se encargaba de inducir los sueños de quienes dormían y de adoptar una apariencia humana para aparecer en ellos, especialmente la de los seres queridos (de ahí su nombre), permitiendo a los mortales huir por un momento de las maquinaciones de los dioses. 
Morfeo desempeña un papel importante en la historia de Ceice y Alcíone. En concreto, aparece en las obras de Homero y Ovidio. Este último cuenta en Las metamorfosis que Morfeo duerme en una cama de ébano en una cueva sutilmente iluminada, rodeado de flores de adormidera (que contienen alcaloides de efectos sedantes y narcóticos). También cuenta que mientras sus hermanos Fobetor y Fantaso eran responsables de los animales, los objetos inanimados, y apariciones de los sueños, Morfeo se centraba en los elementos humanos. 
Fue fulminado por Zeus por haber revelado secretos a los mortales a través de sus sueños. De su nombre procede la expresión «estar en los brazos de Morfeo», que significa ‘soñar’ y por extensión ‘dormir’ o viceversa.


 TE RERIOA (SOÑAR DORMIDO) - PAUL GAUGUIN
MANAO TUPAPAU (PENSAMIENTO APARECIDO) - PAUL GAUGUIN
El tupapau, el espíritu de los muertos, es el demonio que puebla las noches de insomnio. Es el miedo. Aunque en este lienzo de arriba, el tupapau consigue aterrorizar a la muchacha que duerme desnuda, en el anterior Te rerioa no ocurre lo mismo.

TEOLOGÍA DEL INSOMINIO - RODRIGO ORTEGA
ENTUMECIDO POR LA VIGILIA - HUGO SALAZAR

 INSOMNIO - NINIO MUTANTE
INSOMNIO - AFREMOV CONZUMEL
INSOMNIO - ROMINA HOFFMAN
INSOMNIO - ALICIA BESADA
INSOMNIO - LEONOR VERA
INSOMNIO - REMEDIOS VARO
TRÁNSITO EN ESPIRAL - REMEDIOS VARO