Poesia

Poesia

Páginas vistas en total

Translate

14.12.13

BICICLETAS









BALADA DE LA BICICLETA CON ALAS (RAFAEL ALBERTI)



1

A los cincuenta años, hoy, tengo una bicicleta.
Muchos tienen un yate
y muchos más un automóvil
y hay muchos que también tienen ya un avión.
Pero yo,
a mis cincuenta años justos, tengo sólo una bicicleta.

He escrito y publicado innumerables versos.
Casi todos hablan del mar
y también de los bosques, los ángeles y las llanuras.
He cantado las guerras justificadas,
la paz y las revoluciones.
Ahora soy nada más que un desterrado.
Y a miles de kilómetros de mi hermoso país,
con una pipa curva entre los labios,
un cuadernillo de hojas blancas y un lápiz
corro en mi bicicleta por los bosques urbanos,
por los caminos ruidosos y calles asfaltadas
y me detengo siempre junto a un río,
a ver cómo se acuesta la tarde y con la noche
se le pierden al agua las primeras estrellas.

2

Es morada mi bicicleta
y alegre y plateada como cualquiera otra.
Mas cuando gira el sol en sus ruedas veloces,
de cada uno de sus radios llueven chispas
y entonces es como un antílope,
como un macho cabrío, largo de llamas blancas,
o un novillo de fuego que embistiera los azules del día.

3

¿Qué nombre le pondría hoy, en esta mañana,
después que me ha traído,
que me ha dejado sin decírmelo apenas
al pie de estas orillas de bambúes y sauces
y la miro dormida, abrazada de yerbas dulcemente,
sobre un tronco caído?

Carlanco de los bosques.
Estrella voladora de las hadas.
Telaraña encendida de los silfos.
Rosa doble del viento.
Margarita bicorne de los prados.
Cabra feliz de las pendientes.
Eral de las cañadas.
Niña escapada de la aurora.
Luna perdida.
Gabriel arcángel.
La llamaré con este frágil nombre.
Porque son sus dos alas blancas las que me llevan,
Anunciándome el aire de todos los caminos.
4

Yo sé que tiene alas.
Que por las noches sueña
en alta voz la brisa
de plata de sus ruedas.

Yo sé que tiene alas.
Que canta cuando vuela
dormida, abriendo al sueño
una celeste senda.

Yo sé que tiene alas.
Que volando me lleva
por prados que no acaban
y mares que no empiezan.

Yo sé que tiene alas.
Que el día que ella quiera,
los cielos de la ida
ya nunca tendrán vuelta.



LA BICICLETA LUZ (ALBERTO CORTEZ)

Fue Melchor quien la puso en mi ventana
sobre un par de zapatos siderales,
me monté al despertar sobre sus alas
y até mi corazón a sus pedales.
Timbre a timbre, como una sinfonía,
se llenó mi niñez de resonancias.
¡Era azul, como azul eran los días
luminosos, lejanos de mi infancia!
Era la luz, mi bicicleta luz;
la libertad, era la libertad;
las fantasías en su plenitud,
el mediodía de la ingenuidad.
Era la luz, mi bicicleta luz,
era vivir con imaginación,
salir volando por el tragaluz
y pedalear en dirección al sol.
Hoy la vida me deja cotidiana
en mis pobres zapatos la rutina;
ya Melchor se ha batido en retirada,
no se puede volar en la oficina.
Prisionero de horarios y planillas,
de lugares comunes y vacíos,
yo quisiera volver sobre su silla
y en las alas librarme del hastío.
¿Dónde estará mi bicicleta luz?,
¿en qué lugar quedó la libertad,
las fantasías y la plenitud,
el mediodía de la ingenuidad?.
¿Dónde estará la bicicleta luz?,
¿qué sucedió con la imaginación?.
Ya no se escapa por el tragaluz
ni pedalea en dirección al sol.

ODA A LA BICICLETA (PABLO NERUDA)

Oda a la bicicleta           
 Iba  por el camino  crepitante: 
 el sol se desgranaba  como maíz ardiendo 
 y era  la tierra  calurosa  un infinito círculo  
con cielo arriba  azul, deshabitado. 
Pasaron  junto a mí  las bicicletas, 
 los únicos  insectos  de aquel  minuto seco del verano,
  sigilosas,  veloces,  transparentes:  me parecieron 
 sólo movimientos del aire. 
Obreros y muchachas  a las fábricas
  iban  entregando  los ojos  al verano,  
las cabezas al cielo,  sentados  en los  élitros  
de las vertiginosas  bicicletas  que silbaban 
 cruzando  puentes, rosales, zarza  y mediodía 
Pensé en la tarde cuando los muchachos 
 se laven,  canten, coman, levanten  una copa  de vino  en honor  del amor  y de la vida, 
 y a la puerta  esperando  la bicicleta  inmóvil  
porque  sólo  de movimiento fue su alma  
y allí caída  no es  insecto transparente  que recorre  el verano, 
 sino  esqueleto  frío  que sólo  recupera  un cuerpo errante
  con la urgencia  y la luz,  es decir,  con  la  resurrección  de cada día. 

IMÁGEN DEL FILM LAS BICICLETAS SON PARA EL VERANO DE JAIME CHAVARRI 

LA BICICLETA BLANCA (PIAZZOLA-FERRER INTERPRETADA POR JOSÉ ÁNGEL TRELLES)

Lo viste. Seguro que vos también, alguna vez, lo viste: te hablo de ese eterno ciclista solo, tan solo, que repecha las calles por la noche.
Usa las botamangas del pantalón bien metidas en las medias y una boina calzada hasta las orejas, ¿te fijaste? Nadie sabe, no, de dónde cuernos viene, jamás se le conoce a dónde diablos va.
De todos modos, si lo vieras pasar, miralo con mucho Amor: puede que sea, otra vez...

El flaco que tenía la bicicleta blanca;
silbando una polkita cruzaba la ciudad.
Sus ruedas, daban pena: tan chicas y cuadradas
¡que el pobre se enredaba la barba en el pedal!

Llevaba, de manubrio, los cuernos de una cabra.
Atrás, en un carrito, cargaba un pez y un pan.
Jadeando a lo pichicho, trepaba las barrancas,
y él mismo se animaba, gritando al pedalear.

"¡Dale, Dios!... ¡Dale, Dios!...
¡Meté, flaquito corazón!
Vos sabés que ganar
no está en llegar sino en seguir..."

Todos, mientras tanto, en las veredas,
revolcándonos de risa
¡lo aplaudimos a morir!
y él, con unos ojos de novela,
saludaba, agradecía,
y sabía repetir:

"¡Dale, Dios!... ¡Dale, Dios!...
¡Dale con todo, Dale, Dios!..."

Pero cierta noche, su horrible bicicleta con acoplado entró a sembrar una enorme cola fosforescente. ¡Increíble!: los pungas devolvían las billeteras en los colectivos; los poderosos terminaban con el hambre; los ovnis nos revelaban el misterio de la Paz; el Intendente, en persona, rellenaba los pozos de la calle, y hasta yo, pibe, yo que soy las penas, lloré de alegría bailando bajo esa luz la polka del ciclista.

Después, no sé, ¡te juro!, por qué siniestra rabia,
no sé por qué lo hicimos ¡lo hicimos sin querer!,
al flaco, ¡pobre flaco!, de asalto y por la espalda,
su bicicleta blanca le entramos a romper.

Le dimos como en bolsa, si asco, duro, en grande:
la hicimos mil pedazos... Y, al fin, yo vi que él,
mordiéndose la barba, gritó: "¡Que yo los salve!..."
Miró su bicicleta, sonrió, se fue de a pie.

(Mi viejo Flaco Nuestro que andabas en la Tierra: ¿Cómo te olvidaste que no somos ángeles sino hombres y mujeres?)

Flaco,
no te quedes triste,
todo no fue inútil,
no pierdas la fe...
en un cometa con pedales
¡dale que te dale!
yo sé que has de volver...

IMÁGEN DEL FILM EL NIÑO DE LA BICICLETA DE JEAN-PIERRE Y LUC DARDENNE

BICICLETA ABANDONADA EN LA LLUVIA 
(MIGUEL ARTECHE-FRANCISCO VILLA)

En rueda está el silencio detenido,
Y en freno congelado la distancia
Que lejano está el pie, como se ha ido
La infancia del pedal sobre la infancia

El reino del volante sometido
Se borra con la sed que hay en la llanta
La mano que no está tiene el sonido
De tanta ausencia y cercanía tanta

Cuan remota la edad que en ti palpita
Con las velocidades de tu cita,
Y que rápida estás con ser tan quieta,

Tan inmóvil pedal dormido ahora
Por la lluvia de ayer que te evapora
Tu perdida niñez de bicicleta
IMÁGEN DEL FILM MUERTE DE UN CICLISTA DE JUAN ANTONIO BARDEM

EL ÁNGEL DE LA BICICLETA (LEÓN GIECO)

Cambiamos ojos por cielo 
sus palabras tan dulces, tan claras 
cambiamos por truenos 

Sacamos cuerpo, pusimos alas 
y ahora vemos una bicicleta alada que viaja 
por las esquinas del barrio, por calles 
por las paredes de baños y cárceles 
¡Bajen las armas 
que aquí solo hay pibes comiendo! 

Cambiamos fe por lágrimas 
con qué libro se educó esta bestia 
con saña y sin alma 
Dejamos ir a un ángel 
y nos queda esta mierda 
que nos mata sin importarle 
de dónde venimos, qué hacemos, qué pensamos 
si somos obreros, curas o médicos 
¡Bajen las armas 
que aquí solo hay pibes comiendo! 

Cambiamos buenas por malas 
y al ángel de la bicicleta lo hicimos de lata 
Felicidad por llanto 
ni la vida ni la muerte se rinden 
con sus cunas y sus cruces 

Voy a cubrir tu lucha más que con flores 
Voy a cuidar de tu bondad más que con plegarias 
¡Bajen las armas 
que aquí solo hay pibes comiendo! 

Cambiamos ojos por cielo 
sus palabras tan dulces, tan claras 
cambiamos por truenos 

Sacamos cuerpo, pusimos alas 
y ahora vemos una bicicleta alada que viaja 
por las esquinas del barrio, por calles 
por las paredes de baños y cárceles 
¡Bajen las armas 
que aquí solo hay pibes comiendo!
EL ÁNGEL DE LA BICICLETA 
VERSIÓN (MERCEDES SOSA CON GUSTAVO CORDERA)

"El primer pedaleo constituye la adquisición de una nueva autonomía, es la escapada, la libertad palpable, el movimiento en la punta de los dedos del pie, cuando la máquina responde al deseo del cuerpo e incluso se le adelanta. En unos pocos segundos, el horizonte limitado se libera, el paisaje se mueve, estoy en otra parte, soy otro y sin embargo, soy más yo mismo que nunca, soy ese nuevo yo que voy descubriendo...".

"No se puede hablar de la bicicleta sin hablar de sí mismo. La bicicleta es la infancia, es el descubrimiento del cuerpo, una exploración del espacio y el tiempo distinta; el conocimiento de los límites y del más allá. El sueño del ciclista es el de andar por la tierra como el pez en el agua o el ave en el cielo y sin embargo, como paradoja, la bicicleta frente al mundo mediático en que vivimos es el principio de realidad. Andar en bicicleta es también lo que no se olvida."

MARC AUGÉ
ODA A MI BICICLETA (MARTÍN BUSCAGLIA)

Oh parque de los aliados, 
Rambla, 
Calles del prado 
Cuernos de balle. 

En la ilusión y en el ralle, 
contigo conté. 

Hoy voy a ser tu poeta, 
Mi gran amor bicicleta. 
Esta canción, cumplirá su misión. 

El día en que la escuche en boca de una chica con voz de miel. 
(Montada en su brillante corcel) 
Oh 
La silbe un personaje justo antes de que cambie la luz 
(Montada en su brillante corcel) 
¿Oh que será que me inspira? 
Serán tus rayos que giran 

Esta canción, cumplirá su misión. 
El día en que la escuche en boca de una chica con voz de miel. 
(Montada en su brillante corcel) 
En boca de una chica como gotas que realzan la piel 

El día en que la escuche en boca de una chica con voz de miel. 
Montada en su brillante corcel 
Como una telaraña que el rocío vistió para contar 
El día en que la escuche en boca de una chica con voz de miel. 
(Montada en su brillante corcel) 
Y no voy a olvidarla hasta que vuelva en forma de dejabú, montado en mi oxidado 
corcel

A BICICLETA (TOQUINHO)

B-i-c-i-c-l-e-t-a 
Yo soy tu amigo en bicicleta. 
Soy que te llevaré a correr a los parques, 
Te ayudo a crecer y  a deslizarte en mis dos ruedas. 
Sobre mí el mundo está a tu merced 
Vos ruedas en mí y al mundo debajo de ti 
El cuerpo al viento, el pensamiento suelto por el aire, 
Para que esto suceda sólo  basta que me pedalees. 

B-i-c-i-c-l-e-t-a 
Yo soy tu amigo en bicicleta. 
Soy yo quien te hace compañía por ahí, 
entre las calles, avenidas, en la playa del mar. 
Voy de compras contigo  y te ayudo a curtir
helados, chicles, figuritas y libros de historietas. 
Rueda y rueda y el tiempo rueda y es hora de volver, 
Para que esto suceda sólo  basta que me pedalees. 
B-i-c-i-c-l-e-t-a 
Soy tu amiga bicicleta. 
Se hizo muy poco tiempo para la moda real, 
Los ejecutivos ven a mí sin parar. 
Todo el mundo está preocupado por adelgazar, 
También tus padres decidieron adoptarme. 
Mucha gente últimamente viene a pedalearme 
Pero de un modo extraño que yo  no salgo de ocasión 
B-i-c-i-c-l-e-t-a 
Soy tu amiga bicicleta.
B-i-c-i-c-l-e-t-a 
sou sua amiga bicicleta.
Sou eu que te levo pelos parques a correr,
te ajudo a crescer e em duas rodas deslizar.
em cima de mim o mundo fica à sua mercê 
você roda em mim e o mundo embaixo de você. 
corpo ao vento, pensamento solto pelo ar, 
pra isso acontecer basta você me pedalar. 
B-i-c-i-c-l-e-t-a 
sou sua amiga bicicleta.
Sou eu que te faço companhia por aí, 
entre ruas, avenidas, na beira do mar. 
eu vou com você comprar e te ajudo a curtir 
picolés, chicletes, figurinhas e gibis. 
rodo a roda e o tempo roda e é hora de voltar, 
pra isso acontecer basta você me pedalar. 
B-i-c-i-c-l-e-t-a 
sou sua amiga bicicleta.
Faz bem pouco tempo entrei na moda pra valer, 
os executivos me procuram sem parar. 
todo mundo vive preocupado em emagracer,
até mesmo teus pais resolveram me adotar.
muita gente ultimamente vem me pedalar 
mas de um jeito estranho que eu não saio do lugar.
B-i-c-i-c-l-e-t-a 
sou sua amiga bicicleta.




CANCIÓN DE LA MONJA EN BICICLETA (MARIA ELENA WALSH)
SÓLO LETRA
Se me ha sentado un ángel
en el manubrio.
Me acarician las alas
del ángel rubio.

Estaba muy cansado
de volar siempre,
por eso me ha pedido
que lo pasee.

La gente por la calle
mira y se ríe
de la monja contenta
y el ángel triste.

Hermano viento, ayuda
nuestra carrera;
queremos ir al cielo
en bicicleta.

LA CUMBIA DE LA BICI  (DAVID AGUILAR)


Cada giro de la estrella le da cuerda a la paciencia en la resistencia ante el flujo vial Tal vez lo más progresista pueda ser lo más sencillo, cual dos tobillos sobre un pedal 
Cuando la ciudad va llena una noble maquinaria en la vida diaria podrá ayudar y es un cuadro equilibrado y que se echa a andar tan solo con los alveólos al respirar 
te hallaré pedaleando en el viaje de allá paca´ que nos vayan dejando un carril pa´ nosotros ya 
puede darte varios cambios del manubrio a los pedales hay muchos males por reducir siempre hay estacionamiento, matas el estrés un rato y es más barato dímelo a mi 
vámonos bajando pansa, vámonos librando venas con la cadena que ase fluir vámonos al teatro en bici a la chamba y a la escuela, hasta el Bicinema o hasta de aquí, 
te hallaré pedaleando en el viaje de allá paca´ que nos vayan dejando un carril pa´ nosotros ya, anda en bici la banda porque tiene su qué se yo, cada vez más demanda porque es mágica a poco no 
ya súbase a la bici compa´, trépese a la de montaña, a la bici urbana a la bici cros, lléguele a la bicicleta, la de menos a la eléctrica o a la estática ya no hay dos, 
llegare pedaleando en el viaje de allá paca´ que nos vallan dejando un carril pa´ nosotros ya , anda en bici la banda porque tiene su qué se yo, 
cada vez más demanda porque es mágica a poco no , cumbia para las biclas que nos mueven de allá paca´ a ver si ya reciclan un carril pa´ nosotros ya







"Siempre que veo a un adulto encima de una bicicleta recupero la esperanza en el futuro de la raza humana" (H. G. Wells).
"La vida es como montar en bicicleta. Para mantener el equilibro hay que seguir pedaleando". (Albert Einstein).
"Si te preocupa caerte de la bicicleta, nunca te subirás". (Lance Armstrong).
"Cuando el día se vuelva oscuro, cuando el trabajo parezca monótono, cuando resulte difícil conservar la esperanza, simplemente sube a una bicicleta y date un paseo por la carretera, sin pensar en nada más". (Arthur Conan Doyle).

"Nada es comparable al sencillo placer de dar un paseo en bicicleta?. (John F. Kennedy). 

"La bicicleta es un vehículo curioso. El pasajero es su motor". (John Howard).
"La tolerancia requiere el mismo esfuerzo del cerebro que mantener el equilibrio sobre una bicicleta". (Helen Keller).
"Seguramente la bicicleta será siempre el vehículo de los novelistas y los poetas". (Christopher Morley).

“Quien monta en bici es mi amigo” (Gary Fisher)
– “No se deja de pedalear cuando se envejece…. Se envejece cuando se deja de pedalear”. (Anónimo)
– “Y si no tienes bicicleta, recuerda que es posible vivir en bicicleta incluso sin bicicleta…”. (Marcos Cruz)
– “No soy un ciclista sólo en el sentido de que viajo en bicicleta, lo soy en el mismo sentido en que algunas personas son socialistas, fundamentalistas cristianos o realistas éticos; es decir el ciclismo es mi ideología, un sistema de creencia sobre la base de la pureza y la economía de movimiento y generosidad para con el ambiente… y quiero convertir a otros”. (Robert Hanks)
– “Cuando el espíritu está bajo, cuando el día aparece oscuro, cuando el trabajo se pone monótono, cuando la esperanza apenas está presente, sólo monte una bicicleta y salga a dar una vuelta por la carretera, todas sus preocupaciones desaparecerán”. (S. Colmes)
– “La bicicleta es la máquina más eficiente alguna vez creada: convirtiendo calorías en combustible, una bicicleta consigue el equivalente de tres mil millas por galón. Una persona pedaleando una bicicleta usa la energía más eficientemente que una gazela o un águila y las bicicletas con marco triangular pueden cargar unas 10 veces su propio peso, algo que ningún automóvil o avión pueden igualar”. (Bill Strickland)
– “Los mensajeros y los ciclistas de montaña comparten un cromosoma común”. (James Bethea)
– “Yo me relajo desarmando mi bicicleta y volviéndola a armar nuevamente”. (Michele Pfeiffer)
– “El ciclismo es un importante elemento del futuro. Algo no marcha bien en una sociedad que va en coche al gimnasio”. (Bill Nye, científico y productor de programas televisivos sobre ciencia)

IMÁGEN DE UN VIAJE EN BICICLETA DE ALBERT HOFMANN
BICICLETES (BLAUMUT)
CON LETRA
A la linia recta, bicicletes sense llum, 
un satèlit que comença un perdo el cap. 
Un camí fet d'herba, els teus llavis són de vidre congelat. 
Vaig d'escalç i penso imatges cegues de les platges 
que nomès podria veure sota el llit. 
Deixa't de paraules, ara penja des d'un arbre aquesta 
llum de contra hivern, nomès digues que penses 
llum de contra hivern. 

Un dilluns perfecte, bicicletes sense mans, 
tinc un pas de cebra nou recent pintat. 
Cotxe helat de menta, les finestres semblen de paper mullat. 
Tant soroll que falta l'aire, he perdut la bruixola i el nord 
que dec haver guardat per aqui. 
Deixa't de paraules, ara penja des d'un arbre aquesta 
llum de contra hivern, nomès digues que penses 
llum de contra hivern. 

(Na, na, na, na...)
En línea recta bicicletas sin luz,
un satélite que empieza donde pierdo la cabeza.
Un camino hecho de hierba,
tus labios son de vidrio congelado.
Voy descalzo y pienso imágenes ciegas
de las playas que sólo podría ver bajo la cama.
Déjate de palabras,
ahora sube a un árbol
esta luz de contra invierno.
Sólo di en que piensas,
luz de contra invierno.
Un lunes perfecto, bicicletas sin manos,
tengo un paso de cebra nuevo, recién pintado.
¿Quieres helado de menta?
Las ventanas parecen de papel mojado.
Tanto ruido que me falta el aire,
he perdido la brújula y el norte que debo haber guardado por aquí.
Déjate de palabras,
ahora sube a un árbol
esta luz de contra invierno.
Sólo di en que piensas,
luz de contra invierno.







ALBERT EINSTEIN BICICLETEABA HACIA LA UNIVERSIDAD
JEAN PIAGET TAMBIÉN BICICLETEABA PARA ENSEÑAR EN LA UNIVERSIDAD EN SUIZA
SINFONÍA DE BICICLETA O GÓNDOLA SURREALISTA SOBRE BICICLETAS EN FUEGO- EUGENIO SALVADOR DALI
COLOQUIO SENTIMENTAL - EUGENIO SALVADOR DALI


DALI Y EL TOUR DE FRANCIA

“Cuando pinto, babeo de satisfacción y espero el gran momento de que llegue la mosca, se pose y luego se introduzca en mi boca. Y cuando ya está muy dentro, cierro la boca y la mosca hace brrr, y es algo verdaderamente sibarítico de la pintura. Y al rato, otra mosca y lo mismo… Y todo esto mientras toda Francia va en bicicleta, el Tour de Francia en la televisión con todos los ciclistas subiendo una cuesta y sudando, la radio hablando de los héroes del Tour, y yo con mi mosca”.
“Yo querría que toda Francia fuera en bicicleta, que todo el mundo pedalease chorreando sudor, enfilándose como locos por subidas inaccesibles, mientras que el divino Dalí pinta… sí, el Tour de Francia me produce una satisfacción tan persistente que la saliva me fluye a raudales imperceptibles pero constantes”.
Cuando las bicicletas llegan a París se termina el verano”.

BICICLETA AMARILLA - OSCAR DOMINGUEZ
LA BICICLETA - MARCEL CARAM
ESAO ANDREWS