Poesia

Poesia

Páginas vistas en total

Translate

23.1.14

NOCHE ANOCHECER








LA NOCHE CÍCLICA (JORGE LUIS BORGES)

Lo supieron los arduos alumnos de Pitágoras:
Los astros y los hombres vuelven cíclicamente;

Los átomos fatales repetirán la urgente 

Afrodita de oro, los tebanos, las ágoras.



En edades futuras oprimirá el centauro 

Con el casco solípedo el pecho del lapita;

Cuando Roma sea polvo, gemirá en la infinita

Noche de su palacio fétido el minotauro.



Volverá toda noche de insomnio: minuciosa.

La mano que esto escribe renacerá del mismo

Vientre. Férreos ejércitos construirán el abismo.

(David Hume de Edimburgo dijo la misma cosa.)



No sé si volveremos en un ciclo segundo 

Como vuelven las cifras de una fracción periódica;

Pero sé que una oscura rotación pitagórica

Noche a noche me deja en un lugar del mundo.



Que es de los arrabales. Una esquina remota 

Que puede ser del norte, del sur o del oeste, 

Pero que tiene siempre una tapia celeste, 

Una higuera sombría y una vereda rota.

Ahí está Buenos Aires. El tiempo que a los hombres
Trae el amor o el oro, a mí apenas me deja
Esta rosa apagada, esta vana madeja
pe calles que repiten los pretéritos nombres

De mi sangre: Laprida, Cabrera, Soler, Suárez... 
Noiñbres en que retumban (ya secretas) las dianas, 
Las repúblicas, los caballos y las mañanas, 
Las felices victorias, las muertes militares.

Las plazas agravadas por la noche sin dueño 
Son los patios profundos de un árido palacio 
Y las calles unánimes que engendran el espacio 
Son corredores de vago miedo y de sueño.

Vuelve la noche cóncava que descifró Anaxágoras; 
Vuelve a mi carne humana la eternidad constante
Y el recuerdo ¿el proyecto? de un poema incesante:
«Lo supieron los arduos alumnos de Pitágoras...»



A LA NOCHE LA HIZO DIOS (ATAHUALPA YUPANQUI)

A la noche la hizo Dios 


para que el hombre la gane 

transitando por un sueño 

como si fuera una calle. 



Platicar con un amigo 

oír un canto en el aire 

ver el amor enredado 

en la niebla de los parques 



O adivinar un poema 

que nunca lo escribió nadie 

a la noche la hizo Dios 

para que el hombre la gane 



La noche tiene un secreto 

y mi corazón lo sabe 

por mas que quiera ocultarlo 

con terciopelos del aire 


Me lo contó una guitarra, 
hondo jahuel de saudades 
lo aprendí en esas historias 
que cuentan los trashumantes 

Lo leí en el rojo vino 
que en las madrugadas arde 
lo vi brillar pecho adentro 
destilando soledades 

La noche tiene un secreto 
y mi corazón lo sabe 
a la noche la hizo Dios 
para que el hombre la gane

NOCHE (JOSÉ HIERRO)

Noche
Salió desnuda el alma
a quemarse en la hoguera.
¡Qué claras dan la sombra
las estrellas!
      Se enredaba la noche
azul, entre las piernas.
Ocultas en los chopos
bailaban las doncellas.
¡Qué anunciación, qué víspera
de deshojar las nieblas
de dos en dos. Las brisas
de tres en tres!
      Estrellas,
¡Qué claras dan la sombra
las estrellas!

NEGRA NOCHE (JOAQUÍN SABINA)

La noche que yo amo es turbia como tus ojos 

larga como el silencio, amarga como el mar. 

La noche que yo amo crece entre los despojos 

que al puerto del fracaso arroja la ciudad. 

La noche que yo amo tiene dos mil esquinas, 

con mujeres que dicen: “¿me das fuego chaval?” 

y padres de familia que abren sus gabardinas 

la noche que yo amo no amanece jamás… 

Negra noche, no me trates así, 

negra noche, espero tanto de tí. 

Noche maquillada, como una maniquí, 

noche perfumada con pachulí,con pachulí 

La noche que yo amo es un sótano oscuro 

donde van los marinos que quieren naufragar. 

Hay siempre algún borracho sujetando algún muro, 

llamas de madrugada y te dejan entrar. 

Los profetas urbanos salen de sus guaridas 

cuando la noche calza sus botas de metal. 

Y bailan agarrados el loco y el suicida. 
La noche que yo amo no amanece jamás… 
Negra noche, no me trates así, 
negra noche, espero tanto de tí. 
Noche maquillada, como una maniquí, 
noche perfumada con pachulí,






NOCHE (ALEJANDRA PIZARNIK)
correr no sé donde
aquí o allá
singulares recodos desnudos
basta correr!
trenzas sujetan mi anochecer
de caspa y agua colonia
rosa quemada fósforo de cera
creación sincera en surco capilar
la noche desanuda su bagaje
de blancos y negros
tirar detener su devenir 
QUE NO SE ROMPA LA NOCHE (JULIO IGLESIAS)
Que no se rompa la noche, 
por favor, que no se rompa. 
Que no se rompa la noche, 
por favor, que no se rompa. 
Que sea serena y larga 
como el tallo de la rosa, 
que sea de luna blanca 
con su escarcha y con sus sombras. 
Que tengo que amarte mucho, 
que tengo que amarte tanto, 
que si la noche no acaba 
yo te voy a enloquecer. 
Que tengo que amarte mucho, 
que tengo que amarte tanto, 
que si la noche no acaba 
yo te voy a enloquecer. 
Porque guardo un mundo 
de inquietos deseos, 
porque guardo sueños, 
caricias y besos, 
porque guardo tanto, 
tanto que... 
Mañana por la mañana 
si no se rompe la noche, 
haremos locura nuevas 
con el amor que nos sobre. 
Mañana por la mañana 
si no se rompe la noche, 
haremos locura nuevas 
con el amor que nos sobre. 
Que no se rompa la noche, 
que no llegue la mañana. 
Que no se rompa la noche, 
que no llegue la mañana. 
Que no se oculte la estrella 
ni la luna en tu ventana; 
que sea una noche eterna, 
una noche larga, larga. 
Que tengo que amarte mucho, 
que tengo que amarte tanto, 
que si la noche no acaba 
yo te voy a enloquecer... 


A LA NOCHE (FELIX LOPE DE VEGA)


Noche fabricadora de embelecos,

loca, imaginativa, quimerista,

que muestras al que en ti su bien conquista,

los montes llanos y los mares secos;



habitadora de celebros huecos,

mecánica, filósofa, alquimista,

encubridora vil, lince sin vista,

espantadiza de tus mismos ecos;



la sombra, el miedo, el mal se te atribuya,

solícita, poeta, enferma, fría,

manos del bravo y pies del fugitivo.

Que vele o duerma, media vida es tuya;
si velo, te lo pago con el día,
y si duermo, no siento lo que vivo.

LA NOCHE (GABRIELA MISTRAL

Por que duermas, hijo mío, 
el ocaso no arde más: 

no hay más brillo que el rocío, 

más blancura que mi faz. 

Por que duermas, hijo mío, 

el camino enmudeció: 

nadie gime sino el río; 

nada existe sino yo. 

Se anegó de niebla el llano. 

Se encongió el suspiro azul. 

Se ha posado como mano 

sobre el mundo la quietud. 

Yo no sólo fui meciendo 

a mi niño en mi cantar: 

a la Tierra iba durmiendo 

el vaivén del acunar...
NOCHE (BORIS PASTERNAK)

Sin descanso la noche

Avanza y se difunde

Sobre el mundo que duerme,

Mientras un aviador asciende entre las nubes;

Se adentra en el oleaje

Fluctuante de la niebla,

Se vuelve una inicial sobre una sábana,

Una pequeña cruz bordada en tela.

Allá abajo los bares

Nocturnos, los cuarteles,

Ciudades extranjeras y estaciones,

Maquinistas y trenes.

Una sombra de ala se recorta

En toda su extensión contra una nube.

Los astros por lo negro, silenciosos,

Vagan en muchedumbre.

Y quién sabe hacia cuáles

Desconocidos universos,

Con terrible, terrible inclinación,

La Vía Láctea extiende su sendero.

En espacios sin fin los continentes

Incesantes llamean.

En las calderas, en los sótanos,

Los fogoneros velan.

En París, bajo el filo de los techos

Venus o Marte

Se asoman para ver qué nueva farsa

Proclama el manifiesto.

Y allá, en un resplandor de lejanías,

Hay quien no puede conciliar el sueño

En la antigua buhardilla

Recubierta de tejas.

Él contempla el planeta

Como si el firmamento

Fuese el único objeto

Del afán de sus noches.

No te adormezcas, no duermas, trabaja,

No hagas un alto en tu tarea,

No duermas, lucha contra el sueño,

Lo mismo que el piloto, o que la estrella.

No duermas, artista, no duermas,

No te entregues al sueño.

Que de lo eterno tú eres el rehén

En la prisión del tiempo.





MI NOCHE TRISTE (CARLOS GARDEL)
Percanta que me amuraste en lo mejor de mi vida, 
Dejándome el alma herida y espina en el corazón, 
Sabiendo que te quería, que vos eras mi alegría 
Y mi sueño abrasador, 
Para mi ya no hay consuelo y por eso me encurdelo, 
Pa olvidarme de tu amor. 
Cuando voy a mi cotorro y lo veo desareglado, 
Todo triste, abandonado, me dan ganas de llorar, 
Me detengo largo rato campaneando tu retrato 
Pa poderme consolar. 
De noche cuando me acuesto, no puedo cerrar la puerta, 
Porque dejándola abierta me hago ilusión que volvës 
Siempre traigo bizcochitos pa tomar con matecitos 
Como si estuvieras vos. 
Y si vieras la catrera como se pone cabrera 
Cuando no nos ve a los dos 
Ya no hay en el bulïn aquellos lindos frasquitos 
Adornados con moñitos todos de un mismo color, 
Y el espejo esta empañado si parece que ha llorado 
Por la ausencia de tu amor. 
La guitarra en el ropero todavía esta colgada, 
Nadie en ella canta nada ni hace sus cuerdas vibrar, 
Y la lampara del cuarto también tu ausencia ha sentido, 
Por que su luz no ha querido Mi noche triste alumbrar
NOCHE (VICENTE HUIDOBRO)

Sobre la nieve se oye resbalar la noche

La canción caía de los árboles

Y tras la niebla daban voces

De una mirada encendí mi cigarro

Cada vez que abro los labios

Inundo de nubes el vacío

En el puerto

Los mástiles están llenos de nidos


Y el viento

gime entre las alas de los pájaros

LAS OLAS MECEN EL NAVÍO MUERTO

Yo en la orilla silbando

Miro la estrella que humea entre mis dedos

LA NOCHERA (JAIME DÁVALOS INTERPRETADA POR LOS CHALCHALEROS)
Ahora que estas ausente 
mi canto en la noche te lleva 
tu pelo tiene el aroma de la lluvia sobre la tierra bis 
y tu presencia en la viñas doradas d,luna se aleja 
así el corazón del rió donde nace la primavera bis 
mojada de luz es mi guitarra nochera 
ciñendo voy tu cintura iluminada por las estrellas bis 
Quisiera volver a verte 
mirarme en tus ojos quisiera 
robarte guitarra adentro hacia el tiempo de la madera bis 
cuando esta zamba te cante en la noche sola recuerda 
mirando morir la luna bis 
como es larga y triste la ausencia bis 
mojada de luz es mi guitarra nochera 
ciñendo voy tu cintura encendida por las estrellas bis

LA MEDIANOCHE (GABRIELA MISTRAL)

Fina la medianoche.
Oigo los nudos del rosal:

la savia empuja 

subiendo a la rosa. 

Oigo las rayas quemadas 

del tigre real:

no le dejan dormir.

Oigo la estrofa de uno,

y le crece en la noche como la duna.

Oigo a mi madre dormida con dos alientos.

(Duermo yo en ella, de cinco años)

Oigo el Ródano que baja 

y que me lleva 

como un padre ciego de espuma ciega. 

Y después nada oigo

sino que voy cayendo 

en los muros de Arlés 

llenos de sol...


gif animado sobre el cuadro La noche estrellada de Vincent Van Gogh

MEDIANOCHE (CARLOS GARDEL)
Medianoche, ya ninguno
se ve de la barra mía,

para darme una alegría

o el flechazo de un dolor.

Si parece que hasta saben

que, además de la cerveza,

me encurdela la tristeza

de un amargo sinsabor.

Y si no vienen,

nada me importa,

lo mismo me sé encontrar,

que los amigos,

como los jueces,

han nacido pa’ fallar...

Porque esta pena que encurdo

y engarzan dos ojos negros,

me la ha "clavao" uno de ellos

como un cuchillo al besar.

Clavada está, mas si vive,

como emparchada aquí dentro,

no he de salir de este centro

hasta encontrar al traidor.

Para que allá, sin testigos

ni enfocada luminosa,
se arreglen lindas las cosas
sin haber un batidor.
Donde la vida juegan los hombres
que un rencor ha separao,
y sobre el cuerpo rojiteñido
del primer ensangrentao.
Hacen nido los hachazos
cuando no la puñalada,
que una mina malchalada
con su traición lo ha besao.

MEDIA NOCHE (EMILIO PRADOS)
(Málaga, 6 de enero)



Duerme la calma en el puerto

bajo su colcha de laca,

mientras la luna en el cielo

clava sus anclas doradas.

¡Corazón,

rema!


ESTA NOCHE CONTIGO (JOAQUÍN SABINA)
Que no arranquen los coches, 
que se detengan todas las factorías, 
que la ciudad se llene de largas noches 
y calles frías. 
Que se enciendan las velas, 
que se cierren los teatros y los hoteles, 
que se queden dormidos los centinelas 
en los cuarteles. 
Que se mojen las balas, 
que se borren las fotos de las revistas, 
que se coman a besos a las colegialas 
a los artistas. 
Que se toque la gente, 
que no lleguen los trenes a la frontera, 
que sean cariñosas con los clientes 
las camareras. 
Porque voy a salir esta noche contigo 
se quedarán sin beatas las catedrales 
y seremos dos gatos al abrigo 
de los portales. 
Que se enfaden las flores, 
que vuelven las cigüeñas al calendario, 
que sufran por amores los dictadores 
y los notarios. 
Que se muera el olvido, 
que se escondan las llaves de los juzgados, 
que se acuerde Cupido de los maridos 
abandonados. 
Cuando llegue por fin mi mensaje 
a tus manos, en la gasolinera 
vieja esperaré; 
y tomaremos juntos al abordaje 
la carretera 
que te conté. 
Dejaremos colgada 
la caprichosa luna sobre los cines 
y las estatuas públicas derribadas 
en los jardines
NOCTURNO (RUBÉN DARÍO)

A Mariano de Cavia.
Los que auscultasteis el corazón de la noche,
los que por el insomnio tenaz habéis oído
el cerrar de una puerta, el resonar de un coche
lejano, un eco vago, un ligero rüido...

En los instantes del silencio misterioso,
cuando surgen de su prisión los olvidados,
en la hora de los muertos, en la hora del reposo,
sabréis leer estos versos de amargor impregnados...

Como en un vaso vierto en ellos mis dolores
de lejanos recuerdos y desgracias funestas,
y las tristes nostalgias de mi alma, ebria de flores,
y el duelo de mi corazón, triste de fiestas.

y el pesar de no ser lo que yo hubiera sido,
la pérdida del reino que estaba para mí,
el pensar que un instante pude no haber nacido,
¡y el sueño que es mi vida desde que yo nací!

Todo esto viene en medio del silencio profundo
en que la noche envuelve la terrena ilusión,
y siento como un eco del corazón del mundo
que penetra y conmueve mi propio corazón.


MÁS QUE NOCHE ESTA NOCHE
VERSIÓN SERGIO DENIS
VERSIÓN GIANNI NAZZARO
De nuestro primer día al día del adiós 
Hemos vivido tanto 
La vida nos donó un grande y dulce amor 
Borrado en un momento 
El amor cuando es libre 
Difícilmente vive las tristes experiencias 
Y un gran vacío nos deja 
Más que noche esta noche 
Que has dejado de ser mía 
Ya que dentro de una hora tú te irás 
Más que noche esta noche 
Y que noche afrontaré 
Hacia dónde mis recuerdos llevaré 
Cuando me presenté ni siquiera te miré 
Era como una tontería 
Y luego me acerqué diciendo 
Sube, ven a mi casa un momento 
Oímos buena música 
Luego un beso en la puerta 
La misma que esta noche 
Ve como tu te alejas 
Más que noche esta noche 


NOCHE DE LUNA (LUIS CERNUDA)



Vida tras vida, fueron

Olvidando los hombres

Aquella diosa virgen

Que misteriosamente, desde el cielo,

Con amor apacible

Asiste a sus vigilias

En el silencio dulce de las noches.

Ella ha sido quien viera a los abuelos
Remotos, cuando abordan

En sus pintados barcos,

y ágiles y desnudos se apoderan

Con un trémulo imperio de esta tierra,

Así como el amante

Arrebata y penetra el cuerpo amado.

Sus trabajos vio luego, sus cohabitaciones,
y otros seres menudos,

Inhábiles, gritando entre los brazos

De los dominadores, y sus mujeres lánguidas

Sonreír débilmente a la raza naciente.
Miró sus largas guerras
Con pueblos enemigos

y el azote sagrado

De luchas fratricidas;

Contempló esclavitudes y triunfos,

Prostituciones, crímenes,

Prosperidad, traiciones,

El sordo griterío,

Todo el horror humano que salva la hermosura,

y con ella la calma,

La paz donde brota la historia.
También miró al arado
Con el siervo pasando

Sobre el antiguo campo de batalla,

Fertilizado por tanto cuerpo joven;

y en ese mismo suelo ha visto correr luego

Al orgulloso dueño sobre caballos recios,

Mientras la hierba, ortiga y cardo

Brotaban por las vastas propiedades.
Cuánta sangre ha corrido
Ante el destino intacto de la diosa

Cuánto semen viril

Vio surgir entre espasmos

De cuerpos hoy deshechos

En el viento y el polvo,

Cuyos átomos yerran en leves nubes grises,

Velando el embeleso de vasta descendencia

Su tranquilo semblante compasivo.
Cuántas claras ruinas,
Con jaramago apenas adornadas,

Como fuertes castillos un día las has visto;

Piedras más elocuentes que los siglos,

Antes holladas por el paso leve

De esbeltas cazadoras, un neblí sobre el puño,

Oblicua la mirada soñolienta

Entre un aburrimiento y un amor clandestino.
Sombras, sombras efímeras,
En tanto ella, adolescente

Como en los prados de la edad de oro,

Vierte, azulada urna,

Su embeleso letal

Sobre nuevos cuerpos oscuros

Que la primavera enfebrece

Con agudos perfumes vegetales.
Allá tras de las torres, su reflejo
Delata la presencia del mar,

Mientras los hombres solitarios duermen

Inermes en su lecho y confiados.

Los enemigos yacen confundidos.

Algo inmenso reposa, aunque la muerte aceche.

y el mágico reflejo entre los árboles

Permite al soñador abandonarse al canto,

Al placer y al reposo,

A lo que siendo efímero se sueña como eterno.
Mas una noche, al contemplar la antigua
Morada de los hombres, sólo ha de ver allá

Ese reflejo de su dulce fulgor,

Mudo y vacío entonces,

Estéril tal su hermosura virginal;

Sin que ningunos ojos humanos

Hasta ella se alcen a través de las lágrimas,

Definitivamente frente a frente

El silencio de un mundo que ha sido

y la pura belleza tranquila de la nada.
NOCHES DE BODA (JOAQUIN SABINA)
Que el maquillaje no apague tu risa, 
que el equipaje no lastre tus alas, 
que el calendario no venga con prisas, 
que el diccionario detenga las balas. 
Que las persianas corrijan la aurora, 
que gane el quiero la guerra del puedo, 
que los que esperan no cuenten las horas, 
que los que matan se mueran de miedo. 
Que el fin del mundo te pille bailando, 
que el escenario te tiña las canas, 
que nunca sepas ni cómo ni cuándo 
ni ciento volando, ni ayer ni mañana. 
Que el corazón no se pase de moda 
que los otoños te doren la piel, 
que cada noche sea noche de bodas, 
que no se ponga la luna de miel. 
Que todas las noches sean noches de boda 
que todas las lunas sean lunas de miel. 
Que las verdades no tengan complejos, 
que las mentiras parezcan mentiras, 
que no te den la razón los espejos, 
que te aproveche mirar lo que miras. 
Que no se ocupe de ti el desamparo 
que cada cena sea tu última cena, 
que ser valiente no salga tan caro, 
que ser cobarde no valga la pena. 
Que no te compren por menos de nada, 
que no te vendan amor sin espinas, 
que no te duerman con cuentos de hadas, 
que no te cierren el bar de la esquina. 
Que el corazón no se pase de moda...
NOCHE ESTRELLADA - VINCENT VAN GOGH



NIGHTHAWKS (NOCTÁMBULOS)- EDWARD HOPPER
EL BOULEVARD MONTMARTRE- EFECTOS DE NOCHE - CAMILLE PISARRO
METRÓPOLIS - GEORGE GROSZ